Decretos de Santarem (1833)

I

Habiendo recibido ayer oficialmente la infausta noticia de haber sido Dios servido de llamar para sí el alma de mi muy caro y amado Hermano el Señor Rey D. Fernando VII (Q. E. P. D.), Declaro: que por falta de hijo varón, que le suceda en el Trono de las Españas, soy su legítimo heredero y Rey; consiguiente a lo que por escrito manifesté a mi muy caro y amado Hermano, ya difunto, en la formal protesta, que le dirigí con fecha 29 de abril del presente año, igualmente que a los Consejos, Diputados y autoridades, con la del 12 de junio.

Lo participo al Consejo, para que inmediatamente proceda a su reconocimiento, y expida las órdenes convenientes, para que así se ejecute en todo mi Reino.

Santarem, 4 de octubre de 1833.- Yo el Rey.- Al Duque Presidente de mi Consejo Real.

II

Conviniendo al interés de mis pueblos el que no se detenga el despacho de los negocios que ocurran, después del fallecimiento de mi muy amado Hermano y Señor el Rey D. Fernando VII, que en santa Gloria está, he venido en confirmar por ahora a todas y a cada una de las autoridades del Reino, y mandar que continúen en el ejercicio de sus respectivos cargos.

Tendréislo así entendido y lo comunicareis a quien corresponda.

Santarem, 4 de octubre de 1833.- Yo el Rey.- Al Duque Presidente de mi Consejo Real.

III

Para que de modo alguno padezca el menor retraso el despacho de los negocios del Estado por la muerte de mi muy caro Hermano y Señor el Rey D. Fernando VII, que en santa Gloria está, he venido en confirmar a los Secretarios de Estado y del Despacho D. Francisco de Zea Bermúdez, D. José de la Cruz, el conde de Ofalia, D. Juan Gualberto González y D. Antonio Martinez, y mandar que continúen en el ejercicio de sus respectivos cargos; igualmente que a todas las autoridades del Reino.

Tendréislo así entendido y lo comunicareis a quien corresponda.

Santarem, 4 de octubre de 1833.- Yo el Rey.- A D. Francisco de Zea Bermúdez.

IV

Habiendo recibido ayer la noticia oficial de la muerte de mi muy caro y amado Hermano y Rey, y siendo Yo su legítimo sucesor, os mando pongáis en ejecución los tres adjuntos decretos, y le deis el destino que a cada uno corresponda; y al mismo tiempo publicaréis la protesta, que con fecha 29 de abril, dirigí a mi muy amado Hermano, dándome parte de que queda ejecutado.

Santarem, 4 de octubre de 1833.- Yo el Rey.- A D. Francisco de Zea Bermúdez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s